SHARE

Nate Diaz habló este lunes para los medios en conferencia telefónica y explicó sus razones para bajarse de UFC 244 la semana pasada. El menor de los Diaz le recordó a UFC que no tiene ningún problema en dejar de pelear. Con mucha más razón cuando su legado está en juego.

“Solo es trampa si te subes al octágono bajo la influencia de esa mierda. Así que, supongamos que sí ingerí esa mierda accidentalmente, lo cual no hice, pero vamos a decir que sí. Bueno, entonces hagamos la pelea en un par de meses cuando el efecto de esa mierda se acabe. Yo no tengo ningún problema con eso. A mí no me importa si arruina tu espectáculo. Tú no vas a arruinar todo mi legado. Yo soy todo natural. Si fuéramos cavernícolas, yo sería el cavernícola más duro ahí afuera.”

Relacionado: Masvidal asegura ir por la “virginidad” de Nate en UFC 244

Nate reiteró que siempre ha sido y será un peleador limpio. A diferencia de otros peleadores, Diaz no se presta a los secretos ni a los juegos de UFC con tal de mantener el show en marcha.

“Yo no quiero tener excusas para ganar o perder. Solo quiero que sea una pelea justa como debería ser. He visto a otras personas meterse en problemas por este tipo de cosas antes. Guardan un gran secreto y dice, ‘vamos a mantenerlo oculto porque podría arruinar el show.’ Para mí es, no hay show si no vamos a hacer las cosas bien, así que hagamos que se hagan bien.”

Por si quedaban dudas, Nate advirtió que no es alguien con quien se deban andar con juegos.

“En cuanto les dije que no viajaría, de repente todo se arregló. Toda la situación me parece algo graciosa, la voy a dejar atrás. Ya terminé con toda esa mierda ahora. Si quieren me pueden hacer pruebas todos los días por el resto de mi vida, porque he estado tomando toda la misma mierda que he estado tomando durante los últimos cinco años. No traten de jugar conmigo, porque yo no les seguiré el juego.”