SHARE

El pasado sábado en UFC 244 vimos la primera derrota de Johnny Walker en el octágono de UFC. Corey Anderson lo detuvo en el primer asalto y le propinó su primer descalabro desde el 2016.

Luego de vencer a Khalil Rountree, Justin Ledet y Misha Cirkunov en un tiempo combinado de 2:48, Walker llegaba con el aura de ser un noqueador implacable. Un par de días después de la derrota, Johnny explica qué fue lo que salió mal en Nueva York.

“Sé que fue mi error. Dudé demasiado. Debí haber sido más agresivo, pero no lo fui. Tenía demasiada gente hablándome de sus derribos, así que esperé que lo intentara y no dejé fluir mi juego. Fue la estrategia equivocada. Debí de haberme escuchado a mí mismo. Escuché a todos los demás, menos a mí. Ese fue mi error, me arrepiento de eso. Debí de haber buscado el KO de inmediato, como siempre lo hago. No pasa nada, estoy listo para la siguiente.”

Tras la derrota Walker tuvo que lidiar con las burlas de Anderson en la jaula, además de las críticas de colegas como Paulo Costa y Jon Jones. Sin embargo Johnny no se toma nada personal y los invita a seguir hablando de él.

“No me molesta en lo absoluto. Nada de lo que digan me va a afectar, al contrario. Me dan más publicidad cuando hablan, así que adelante. Mi plan sigue siendo el mismo. Venceré a dos tipos más para regresar a dónde estaba y de ahí estaré en la fila para Jon Jones.”

El brasileño está listo para regresar al octágono y espera hacerlo lo antes posible. De hecho, ya tiene en mente a un par de posibles oponentes. El próximo 16 de noviembre el veterano Mauricio ‘Shogun’ Rua enfrenta a Paul Craig y Walker quiere enfrentar al vencedor.

“Estaré en Sao Paulo el 16 de noviembre como peleador invitado. Sé que con dos victorias más regresaré al lugar en el que estaba. Fue una experiencia de aprendizaje. Nunca volveré a dudar.”