Compartir

El peleador sensación Johnny Walker sigue dando de qué hablar en su andar por UFC. Luego de conseguir su tercera victoria consecutiva por finalización en la empresa, el brasileño no solo consiguió llamar la atención por eso, sino que lo hizo también por su desafortunada manera de celebrar, que le ocasionó una lesión.

Aunque a primera instancia la lesión parecía de cuidado, el peso semi completo solo tuvo una lesión menor en su hombro, causada por un baile al celebrar su victoria sobre Misha Cirkunov en UFC 235. 

Fue su manejador Lucas Lutkus quien comunicó que Walker solo sufrió una lesión leve en el hombro y que podrá estar de vuelta en acción en poco más de un mes. En tanto, Walker solo recibió una suspensión médica de seis meses por la Comisión Atlética de Nevada, que será puesta a prueba por un ortopedista.

Walker, fiel a su costumbre desenfadada, comentó sobre la situación que por su parte solo tiene que ensayar mejor sus celebraciones para que no vuelva a ocurrir esto.

Yo solo necesito ensayar más mis celebraciones para evitar otra lesión en futuras ocasiones.