Compartir

El combate estelar de UFC 221 por fin llegó y todos los imprevistos y polémica quedaron de lado. Luke Rockhold buscaba alcanzar el título interino, en su camino se encontraba Yoel Romero. El cubano sin posibilidades de ceñirse el cinturón por no haber dado el peso de campeonato, pero con las mismas ganas de salir victorioso. La Arena Perth había vivido una gran noche de peleas y la estelar fue la cereza en el pastel.

Crónica de Combate:

Round 1:

Rockhold iniciaba con pateo abajo pero Romero las recibía sin problemas y defendía algunas otras. Yoel intentaba responder con un bombazo de izquierda pero Rockhold se quitaba del camino. Luke seguía pateando y comenzaba a incomodar al cubano, pero este respondía con la misma estrategia pero mayor fuerza. Volvían al boxeo y sin proponer mucho, Rockhold controlaba los intercambios.

Round 2:

La espinilla de Rockhold ya sangraba por las patadas defendidas por Romero. El cubano arremete contra Luke en los primeros segundos y lo sacude hasta llevarlo contra la malla, Rockhold está en problemas pero logra esquivar las bombas. Luke abre distancia y busca una patada a la cabeza, pero Romero la bloquea. El rostro de Luke ya sangra y ahora Romero lanza puñetazos a la pierna de Rockhold. El estilo poco ortodoxo del cubano empieza a complicar a Luke. En el último minuto del round es Rockhold quien controla el centro del octágono y conecta algunos golpes, pero no parece suficiente para robarse el asalto.

Round 3:

Rockhold busca mantener la distancia con el jab, después agrega una patada abajo. Romero responde con un jab al cuerpo y cambia el ritmo del combate. Se lanza al frente y mientras Luke se acerca a la malla lo sacude con un brutal zurdazo al mentón. Rockhold cae maltrecho y antes de que pueda recuperarse, Yoel conecta otro bombazo de izquierda que le apaga la luz por completo al ex campeón de la división.