Compartir
Photo by Jon Kopaloff/Zuffa LLC/Zuffa LLC via Getty Images

Una de las interrogantes que surgió tras el anuncio del regreso de Brock LesnarUFC es ¿cómo aplicarán para él las nuevas políticas de USADA?

Los luchadores profesionales destacan como uno de los grupos que suele usar esteroides periódicamente. ¿Cómo se protegió UFC ante esta posibilidad? Muy fácil, le dieron un permiso de excepción.

De acuerdo a las reglas de USADA, cualquier atleta que decida salir del retiro debe avisar con 4 meses de anticipación a su regreso para que la agencia pueda aplicarle las pruebas pertinentes para determinar si está apto para competir o no. Sin embargo, dicha regla tiene una salida que UFC puede ejercer según le convenga.

UFC puede pedir la omisión de la cláusula de cuatro meses bajo condiciones excepcionales o cuando la estricta aplicación de la regla sea claramente injusta para el peleador”

Como Lesnar recién firmó su contrato el pasado viernes 3 de junio de 2016, UFC ha autorizado la omisión de ese periodo de 4 meses. Debido a que el último combate de Lesnar en UFC fue el 30 de diciembre de 2011, mucho antes de que las nuevas políticas antidopaje entraran en vigor, está siendo tratado muy similar a como si fuera un atleta nuevo, recién llegado a la organización.

Brock Lesnar enfrentará a Mark Hunt en la cartelera principal de UFC 200 a celebrarse el próximo 9 de julio de 2016 en la T-Mobile Arena de Las Vegas.

Compartir