Compartir

Vaya manera épica de arrancar el año con una pelea que seguramente quedará en los libros, como uno de los combates mas emocionantes de la historia.

Robbie Lawler, retuvo el cetro de las 170 libras al derrotar a Carlos Condit por decisión dividida en UFC 195, el pasado sábado 2 de enero en Las Vegas, Nevada.

Un combate que cumplió mas allá de las expectativas, y de las promesas. Robbie Lawler y Carlos Condit se batieron y ofrecieron una pelea candidata al combate del año.

Este es el resumen de la batalla:

Round 1:

Condit, arrancó el round danzando en el octágono seguido por Lawler, pero siempre con la técnica y soltando golpes que logró aterrizar mandado momentaneamente a el campeón al suelo. Conforme pasaba el episodio, Condit tomaba control del combate con pateo y combinaciones, y algunos intentos de golpes de reversa. El round se consumió y hasta ese momento, Condit se llevaba una ligera ventaja.

Round 2:

Un round de intercambios. Lawler, en busca de usar los puños, mientras Condit mantenía la distancia con pateo y combinaciones. Lawler, de la nada, en un intercambio logró conectar a Condit para mandarlo a la lona. Se fue al G&P, pero solo por unos momentos, y gracias a la defensa de Condit, el combate regresó la vertical. Nadie renuncio al intercambio y así con un round por bando, nos fuimos al tercer asalto.

Round 3:

Rodillas voladoras, intercambios de metralla y ambos peleadores no bajaban la guardia. Condit, iba al frente con pateo abriendo camino, mientras que Lawler aguardaba el momento perfecto, todo al centro del octágono.

Round 4:

El campeón era certero en sus golpes, pero al acoso de Carlos Condit se imponía con pateo abajo, y rodillas que dieron resultado al poner mal en mas de una ocasión a Lawler. En contra de la reja, Condit atinó combinaciones e intercambios. El round terminó con Condit de espaldas a la reja, donde Lawler atacaba, pero Condit contra-golpeaba.

Round 5:

Lawler, saldría desesperado en busca de Condit, pero este con un excelente manejo de la defensa se salía del rango del campeón con el bending y moviendose de lado a lado. Los últimos tres minutos de la pelea serían épicos, con un Lawler al frente aterrizando en mas de una ocasión a Condit y poniendolo mal. Fueron eternos segundos para el retador que sobrevivía al golpeo de Lawler. Hubo momentos en donde Condit contrarrestaba los ataques y también golpeaba. El combate terminó, con toda la arena de pie, gritando y aplaudiendo a dos guerreros que se fajaron como los grandes.

Los jueces, ante el descontento de la gente vieron ganador a Robbie Lawler por decisión dividida.

Lawler, al terminar el combate reconoció que fue algo demasiado cerrado y pidió una segunda pelea inmediata en contra de Carlos Condit.

1 COMENTARIO

Deja Tu Respuesta