Compartir

Desde que se dio a conocer el resultado positivo de Brock Lesnar por anti estrógenos, Mark Hunt no ha dejado de expresar lo molesto que se siente debido a que el UFC no ha hecho nada al respecto, agregando que esta es la tercera ocasión en la que le toca pelear con alguien dopado (Antonio Silva, Frank Mir, Brock Lesnar).

A través de The MMA Hour, Hunt no tuvo pelos en la lengua y soltó toda la ira que tiene sobre los peleadores tramposos y el UFC.

“Podrías estar muerto mañana, o incluso en un minuto, me siento bien, no me preocupo por esa mierda. Nadie en el UFC se ha molestado en llamarme para hablarme de lo que sea, acerca de esos hijos de perra tramposos. ¿Sabes qué es lo peor? El UFC no está haciendo nada al respecto acerca de esos simios tramposos.

La razón de que esté tan molesto es debido a que no es la primera ni la segunda vez, es la tercera vez que he tenido que pelear con un tramposo. Pierdes 20% de la paga si no das el peso, pero ¿qué recibes si tu oponente se está inyectando el trasero con agujas y dopándose? Nada, no te dan nada. Todos esos farsantes están haciendo trampa y dicen “Ya sabes, si me atrapan simplemente tomaré dos años de descanso”, no hay nada que los detenga. Deberían quitarles toda su paga, no deberían recibir nada.

Todos los seguidores de esos pedazos de mierda están diciendo, “¿por qué sigues hablando de ello? Hacer trampa está bien”. Escuchen, todos esos chicos y chicas quieren ser peleadores profesionales simplemente perforándose los traseros con agujas para que todo les salga bien. No hay manera de que este simio blanco, haya dado las 265 libras. ¿Y luego él se aleja cuando es atrapado y el UFC me echa al agua? Todos ustedes jodidos tramposos deberían morir en el fuego, besen mi trasero, creo que el UFC sabía del dopaje de Lesnar.

El UFC son un montón de escorias. Durante años hicieron suficiente dinero a costa de nuestra sangre. Deberían ser demandados y enviados a la corte. Estoy considerando una acción legal. A la mierda con el UFC, montón de putas, hijos de perra, váyanse a la mierda y despídanme.

Sin duda, la molestia de Hunt es con toda razón de ser, además de que no es el primer peleador en decir que el UFC no se preocupa por sus peleadores, sin embargo, ahora con la venta de la empresa podemos pensar que aún hay esperanzas de que UFC mejore las condiciones de sus peleadores y tengan un mejor trato.

Compartir