Compartir

El combate co estelar de UFC 219 celebrado el pasado 30 de diciembre en la Arena T-Mobile enfrentaba a uno de los peleadores más peligrosos en la pelea de pie, Edson Barboza, frente al luchador más dominante de las 155 libras -y quizás de UFC en general, el invicto Khabib Nurmagomedov.

Crónica de Combate

Round 1:

Barboza arranca con todo, conectando 5 patadas a la pierna delantera del ruso durante el primer minuto del combate. Khabib ni se inmuta y simplemente absorbe el castigo a medida que cierra distancia. Exactamente después de un minuto, logra llevar al brasileño contra la malla y de inmediato va por el derribo. Una vez en la lona, comienza a trabajar el golpeo, conectando fuerte sobre la humanidad de Barboza durante los siguientes 3 minutos y medio. Golpes de martillo al rostro, logrando la monta y asestando codazos hacia el cierre del asalto. Apabullante comienzo del ruso, Barboza batalla para ponerse de pie e ir a su esquina.

Round 2:

Khabib inicia con una patada a la pierna, Barboza retrocede y Nurmagomedov se lanza con una rodilla voladora. Edson se anima a atacar pero termina recibiendo una patada a la cabeza. La pelea va contra la malla y el ruso castiga ahora con la mano izquierda. Barboza recurre a su clásico pateo buscando la cabeza de Khabib pero este se defiende bien e instantes después lleva la pelea al piso. Una vez más, durante más de 3 minutos el brasileño es incapaz de recuperar la vertical y recibe una increíble cantidad de golpes hasta que la campana lo salva.

Round 3:

Nurmagomedov abre el asalto con boxeo y después recurre al derribo. Esta vez el brasileño logra ponerse de pie de inmediato, recibe algunos golpes en el rostro pero mantiene la vertical. Intenta abrir distancia con el jab y después intenta un par de patadas a la cabeza pero con poco éxito. El ruso vuelve a llevar la pelea al piso y lo sigue castigando. Es increíble la cantidad de castigo que ha absorbido el brasileño y su fuerza de voluntad lo hace ponerse de pie una vez más. Hace un último intento desesperado por llevarse la victoria lanzando un rodillazo que aterriza sobre el rostro del ruso, pero este no se inmuta y cierra la pelea lanzando una combinación de boxeo.