Compartir

El primer combate de peso completo de la cartelera estelar de UFC 213 sería entre Daniel Omielanczuk y Curtis Blaydes. El espectáculo ofrecido por ambos peleadores no dejó satisfecha a la afición que se dio cita en la Arena T-Mobile el pasado 8 de julio.

Crónica de Combate:

Round 1:
Combate lento al inicio, con intercambios esporádicos e intentos de derribo. Pelea por momentos lenta al congelarse contra la reja. Algunas patadas por parte de Omielanczuk fueron los momentos más brillantes del primer episodio.

Round 2:
La tónica se repetía en el segundo asalto, con pocos golpes, aunque los mejores momentos los ofrecía Omielanczuk, con el pateo y fuertes volados. Por momentos encerrados contra la jaula ante la desaprobación del público. Blaydes, intentó un derribo, pero solo consiguió el clinch contra la reja. Un recto de derecha se estrella contra el rostro de Omielanczuk, y este de inmediato responde con una rodilla sobre la cara de Blaydes.

Round 3:
La acción mejoró en el tercer asalto, con Omielanczuk tratando seriamente de conectar a Blaydes, a quien logró alcanzar con un patada a la cabeza, aunque sin mucha fuerza. Blaydes, buscó nuevamente el derribo, logrando solamente el clinch contra la reja. Blaydes, comenzó a proponer con combinaciones de 1-2, sin mucho éxito, aunque esta vez concretó un derribo por unos instantes.

Un combate nada fácil de calificar para los jueces debido a la poca actividad. Finalmente los jueces dieron el combate a favor de Curtis Blaydes (30-27 x3).

Compartir