Compartir

Cain-VelasquezCaín Velásquez llegó al UFC en 2008 y, aunque su debut ya suena distante, cada una de sus victorias han sido muy especiales. Desde que debutó como profesional, “Brown Pride” mostró la calidad que pondría en cada uno de sus encuentros y es que con dos victorias por Nocaut, la empresa no tuvo nada que dudar y lo contrató.

El primer combate del mexicoamericano fue en UFC 83 en Montreal, Canadá, cuando se enfrentó a Brad Morris y le bastó un round para imponerse por TKO. Tres meses después repitió la dosis, pero la víctima era distinta: Jake O’Brien. Su primer año dentro de la compañía fue increíble y, en ese momento, ni Caín ni los aficionados imaginaban en lo que se convertiría tiempo después.

En Febrero de 2009, Velásquez se midió a Denis Stojnic y la historia parecía repetirse solamente que, en esta ocasión, el bosnio alargó el duelo hasta el segundo round cuando Caín lo venció por TKO. En Junio de ese año consiguió su primer triunfo por Decisión y el rival fue Cheick Kongo en el UFC 99, el cual se llevó a cabo en Alemania.

Con seis combates invicto, “Brown Pride” llegó al UFC 104 en Los Angeles. En esta función volvió a encender sus guantes y noqueó a Ben Rothwell en el segundo round. En UFC 110, en Febrero de 2010, tendría una gran oportunidad ya que se mediría a Antonio “Minotauro” Nogueira por una oportunidad por el cinturón de los pesos completos. Esta pelea se realizó en Australia y Caín no solamente se conformó con la victoria, sino que también se llevó el premio al “Nocaut de la Noche”.

El 23 de Octubre de 2010 fue la mejor noche en la vida de Cain… hasta ese momento. Brock Lesnar era el campeón de los pesados y el contendiente #1 era el mexicoamericano; de esta manera comenzó elUFC 121 en Anaheim. El combate duró 4 minutos 12 segundos, pues Velásquez emocionó a la afición y noqueó al entonces monarca de la división. Además de llevarse otra vez el reconocimiento al “Nocaut de la Noche”.

Volvió al octágono más de un año después debido a una lesión en el hombro y, al regresar, perdió por primera vez en su carrera ante Junior Dos Santos. Sin embargo, “Brown Pride” es un guerrero y en UFC 146 terminó por la vía del cloroformo a Antonio Silva y consiguió la revancha ante Dos Santos por el cinturón que había perdido ante él. El UFC 155 fue emocionante y, tras cinco exhaustivos rounds, Cain se coronó otra vez.

El 25 de Mayo de 2013, en UFC 160, “Bigfoot” Silva buscaba encontrar la manera de derrotar al mexicoamericano, pero no tuvo éxito. El resultado fue el mismo que en la primera ocasión: TKO en el primer round. Cinco meses después, en UFC 166, la trilogía ante Junior Dos Santos tendría un ganador. Houston fue testigo de la capacidad  y el talento de Caín para dominar en cinco episodios y al término del último round noquear al brasileño y defender el título por segunda ocasión.

“Brown Pride” tiene un récord de 13 victorias (11 por Nocaut y dos por Decisión) y una sola derrota por lo que será un rival muy complicado para Fabricio Werdum en el UFC 180, el cual será realizado en la Ciudad de México el 15 de Noviembre. ¿Quién crees que gane ese combate?

Fuente: UFC Español