Compartir

Tras los entrenamientos abiertos al público celebrados en Dallas, Texas este jueves, los peleadores de las 2 peleas de campeonato atendieron a los medios y la retadora Jessica Andrade se mostró confiada de brindar un buen espectáculo y arrebatarle el cinturón a la campeona Joanna Jedrzejczyk este sábado en el evento co estelar de UFC 211 desde el American Airlines Center.

Joanna y yo nos respetamos mucho, alguna vez fuimos colegas, pero estamos preparadas para dejarlo todo dentro de la jaula cuando llegue el momento.”

De cara a la pelea, llamó la atención que la campeona polaca ahora se auto proclama miembro de uno de los gimnasios más importantes de MMA en el mundo, American Top Team, ubicado en el sur de Florida. Por su parte Andrade entrena en un gimnasio mucho más discreto en su natal Brasil, tras preguntarle si había alguna desventaja para ella debido a eso, la carioca fue contundente.

“No se trata del lugar, sino de los sentimientos que vives ahí dentro. Ahí es donde firmé mi contrato con UFC. Ahí es donde he hecho los campamentos para la mayoría de mis peleas. Ese es el lugar que me hizo la peleadora que soy hoy.”

Andrade divide su tiempo entre el Centro Pro-Cubango en Niteroi, Brazil, y Paraná Vale Tudo en Paraná. Si bien no tiene las ventajas de unas instalaciones modernas, la brasileña asegura que eso no hará diferencia.

Joanna ahora está en ATT, pero hace unas peleas tenías los mismos inicios humildes que yo. Honestamente, no cambiaría lo que tengo por nada del mundo.”