Compartir

Conor McGregor fue arrestado la tarde del jueves luego del ataque al camión en donde se transportaba toda la esquina roja de UFC 223.

Conor lanzó un “diablito” contra una de las ventanas del cal autobus lesionando a dos peleadores, lo que costó aun total de tres peleas, mutilando así la cartelera.  Michael Chiesa resulto con lesiones que le impiden pelear contra Anthony Pettis, Ray Borg sufre lesiones por lo que no podrá enfrentar a Brandon Moreno. Las peleas canceladas incluyen a Artem Lobov, quien fue suspendido por haber participado en los actos vandálicos.

A consecuencia, Conor fue acusado de tres cargos de conducta criminal por parte de la Policía de NY. Conor se entregó a las autoridades el jueves por la noche.

El viernes, Conor fue dejado en libertad tras pagar una fianza de 50 mil dólares, pero se le espera en corte el 14 de junio, para comparecer por los cargos antes mencionados.

La cartelera de UFC 223, ademas de este vergonzoso e inédito incidente sufrió cambios en la pelea estelar, comenzando por el retiro debido a una lesión en la rodilla por parte de Tony Ferguson, quien originalmente y por cuarto intento se iba a enfrentar a Khabib Nurmagomedov.

Como remplazo, Max Holloway estaba ya programado para enfrentar al ruso, sin embargo, en el corte de peso las autoridades médicas no le permitieron seguir, como medida preventiva.

Luego de buscar e intentar salvar el evento estelar, se manejaron los nombres de Paul Felder y de Anthony Pettis, pero fue Al Iaquinta quien enfrentará a Khabib por el cetro de peso ligero.

Compartir